902 15 16 17
Nutrición

Causas, síntomas y tratamiento de la hernia de hiato

El hiato es una pequeña abertura del diafragma por la cual se conecta al esófago para transportar los alimentos. Hasta ahí todo perfecto. ¿Cuándo se produce una hernia? Cuando la parte superior del estómago se traslada del abdomen al tórax a través del hiato, de manera que, los alimentos pasan del estómago al esófago, que se irrita al no estar preparado para soportar los ácidos del proceso de digestión.

Causas, síntomas y tratamiento de la hernia de hiato - Vivaz Seguros

La hernia de hiato afecta a gran parte de la población, incluso sin que muchas personas sean conscientes. ¿Cuáles son los síntomas más comunes? Acidez de estómago, molestias en el abdomen, dolor de pecho, problemas para tragar, tos seca o mal aliento.

Ten en cuenta que es importante diferenciar la hernia de hiato del reflujo gastroesofágico, que suelen presentar síntomas similares. El reflujo se produce por la alteración o relajación de la válvula que controla el paso del contenido del esófago al estómago, provocando el regreso de la comida hacia el esófago y causando irritación, reflujo, ardor y acidez. Pero esto no quiere significa que exista una hernia de hiato.

¿Por qué aparece una hernia de hiato? Sólo se puede hablar de hernia de hiato congénita si se da desde el nacimiento. Ahora bien, lo más común es que aparezca a partir de los 50 años, especialmente relacionada con el tabaquismo, la tos violenta, la obesidad o a vómitos con mucha frecuencia.

Al sentir estos síntomas es importante consultar a un especialista del aparato digestivo para que diagnostique qué es lo que ocurre. Lo más común es realizar una radiografía de tórax, una medición del pH con papilla de bario o una endoscopia o gastroscopia.

Tras la detección, lo más probable es que el especialista recomiende tomar antiácidos y un tratamiento para facilitar las digestiones y reducir la producción de ácidos del estómago. Sólo en casos muy graves se recomendará una operación. Los consejos más comunes son: dejar de fumar, utilizar ropa ancha y evitar momentos de estrés. Además de cenar temprano para dormir tras hacer la digestión, la posición tumbada tiende a un mayor reflujo, además de dormir con varias almohadas para estar ligeramente incorporado. A la hora de hacer deporte, no se debe realizar después de comer y optar por modalidades de ejercicio poco intensas.

¿Qué comer si se sufre hernia de hiato? Las recomendaciones del nutricionista siempre son alimentos más ligeros, principalmente hervidos o al horno, a una temperatura media, ni muy fría ni muy caliente y masticar lentamente. Si sigues teniendo dudas o no estás seguro de sufrir una hernia de hiato, consulta a tu especialista de Vivaz para un diagnóstico precoz y evita complicaciones como la esofagitis, gastritis o aparición de úlceras.