902 15 16 17
Salud

5 consejos para cuidar la piel en verano

La llegada del buen tiempo significa un aumento considerable de radiación solar, que puede dañar la piel si no se toman las medidas adecuadas. ¿Cómo cuidar la piel en verano? Se trata de intensificar el cuidado de la piel durante el periodo estival, aunque algunas recomendaciones deben repetirse a lo largo del año, como recomienda la Asociación Española contra el Cáncer, que alerta de que anualmente se diagnostican unos 3.600 nuevos casos de melanoma en España.

5 consejos para cuidar la piel en verano - Vivaz Seguros

Cuidar la piel en verano es sencillo, basta con seguir estos consejos que permitirán evitar quemaduras y daños en la piel, así como la aparición de arrugas, manchas o incluso enfermedades como el melanoma o cáncer de piel.

1. Evita la exposición al sol en las horas centrales del día con radiación más fuerte (12h-16h). Además, hay que tener en cuenta que la nubosidad y la humedad aumentan la incidencia de los rayos solares, por lo que hay que intensificar, también, la protección solar en estas situaciones. Asimismo, hay que tener especial cuidado con los rayos solares en superficies reflejas como el asfalto, el agua, la nieve o la arena.

2. Las cremas de protección solar deben estar adecuadas al tono de piel (el factor 30 es suficiente para una tez morena) y a la edad (los niños tienen una dermis vulnerable por lo que el factor 50 es casi obligatorio).

También se debe prestar atención a la conservación del producto. Según la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV) los protectores solares no requieren de unas condiciones especiales para su conservación, pero una vez abiertos sí deben usarse cuanto antes, para evitar que pierdan eficacia sus compuestos químicos.

Y, ¡muy importante! Las cremas de protección solar deben aplicarse siempre antes de salir de casa, con un margen de tiempo de unos 30 minutos aproximadamente.

3. Usa complementos que eviten el impacto directo de los rayos solares: Gafas de sol con una polarización adecuada y protección contra las radiaciones UV; además de gorra o sombrero, indispensables si la exposición al sol va a ser continuada.

4. Protege también las zonas cubiertas por ropa porque el sol también penetra y puede dañar cualquier zona corporal aunque parezca que está tapada.

5. Acude al médico en cuanto aparezcan manchas o cambios de color en cualquier zona de la piel.

Recuerda que si eres cliente de Vivaz puedes ir al dermatólogo que tú elijas (dentro de nuestro cuadro médico) y cuando tú quieras, ¡sin esperar largas listas de espera!.